Decorar un piso de alquiler antiguo: 6 ideas muy poderosas

Los pequeños cambios bien aplicados en espacios antiguos y con encanto pueden lograr generar una imagen renovada y moderna en un piso de alquiler.

Actualizado: 22/02/2024 20:11

Actualizado: 22/02/2024 20:11

Decorar un piso de alquiler sin hacer obras puede ser un reto tan estimulante como frustrante. La imposibilidad de hacer cambios permanentes en las habitaciones se une al hecho de saber que el paso por el piso será siempre temporal, pues el habitante no es el propietario del mismo. Sin embargo, existen pequeños cambios que se pueden llevar a cabo que, además de tener un coste bajo, bien ejecutados pueden transformar radicalmente una vivienda estéticamente obsoleta.

6 ideas imprescindibles para decorar un piso de alquiler

Renovar la imagen de un piso de alquiler antiguo no solo es una tarea estética, sino una oportunidad para crear un hogar que refleje la personalidad y el estilo de vida de sus inquilinos. Además, estos, a menudo, poseen un cierto encanto arquitectónico; no en vano, hombres y mujeres nos dejamos seducir por el lustre de una pared desgastada o la textura de una madera que acusa el paso del tiempo.

Por contra, se pueden presentar desafíos importantes: una iluminación obsoleta, escaso presupuesto y las conocidas restricciones en las modificaciones que enfrenta toda persona que intenta renovar una vivienda que no le pertenece.

En este contexto, es crucial encontrar soluciones que sean creativas, pero que, a la vez, logren respetar las limitaciones del contrato de alquiler. A continuación, exploraremos seis ideas poderosas para transformar un piso antiguo en un espacio moderno y con estilo.

Desarrollar una iluminación estratégica para resaltar la arquitectura

La iluminación desempeña un papel fundamental al renovar un piso antiguo. Tanto es así que un mismo espacio, con sólo incluir una nueva disposición de luminarias, acaba por parecer un radicalmente diferente. El uso de bombillas que tengan distinto color de temperatura (que su luz sea más azulada y fría o anaranjada y cálida) o la disposición de focos puntuales que sean capaces de subrayar determinadas esquinas, paredes o ámbitos será una estrategia muy eficaz para conseguir que una estancia común cobre un aspecto radicalmente nuevo.

Continúa tras el anuncio

Por ello, además de la luz central del techo, se puede pensar en introducir lámparas de pie y de mesa estratégicamente para resaltar la arquitectura única del espacio. Esto no solo mejorará la funcionalidad del espacio, sino que también contribuirá a la creación de ambientes acogedores.

Por último, no hay que pensar en las luminarias como meros objetos neutros, sino como en verdaderos reformuladores estéticos. Introducir elementos modernos en un piso de 50 ó 60 años en que las paredes exhiben su pátina es una buena forma de buscar un look industrial en que el contraste se vuelve totalmente moderno.

Añadir color en los muebles y accesorios

Los pisos antiguos suelen contar con una paleta de colores neutros. Paredes y suelos blancos o grises aburridos y poco expresivos. De cara a infundir vida y energía, siempre se pueden introducir muebles y accesorios vibrantes que complementen la decoración.

Es cierto que no en todas las ocasiones es viable quitar los muebles que ya están presentes en las habitaciones, pero si su estado no es el mejor, una alternativa será la de acordar con el casero darles una nueva capa de pintura para mejorarlos. En este sentido, el uso de la pintura a la tiza es tremendamente recomendable, ya que se lograrán resultados espectaculares sin necesidad de tener mucha habilidad con la brocha.

Además, también se pueden incorporar pequeños accesorios, como cojines, mantas o alfombras coloridas, que, pese a ser relativamente baratos, pueden marcar la diferencia y transformar la atmósfera del lugar.

Continúa tras el anuncio

Acentuar la imagen Vintage

Siempre cabe la posibilidad de apostar por el exceso y aprovechar el encanto de la antigüedad incorporando elementos vintage en la decoración. Desde espejos ornamentales hasta muebles restaurados, estos objetos no solo aportarán carácter al espacio, sino que también contarán historias y agregarán un toque de nostalgia atractiva.

Además, algunos de estos elementos tienen un precio realmente bajo porque, en realidad, no son funcionales y sólo se los quiere por su factor estético. Así pues, mediante esta estrategia, se puede dejar volar la imaginación: esa antigua máquina de escribir a la que le faltan teclas o el carrete, puede convertirse en un elemento decorativo si se cuelga en la pared adecuada.

Uso de vinilos decorativos

Cuando las restricciones del contrato limitan las modificaciones en las paredes y suelos, los vinilos decorativos son una solución ideal. En este tipo de viviendas es habitual que las cocinas y baños tengan un aspecto viejo: sus suelos serán de baldosas con estampados que ya no nos resultan atractivos y en sus paredes habrá cenefas que nos gustaría poder tapar.

Como decimos, en estos casos, los vinilos son, sin lugar a dudas, la respuesta ideal. Las solerías se pueden renovar por completo empleando acabados geométricos, que imiten a la piedra o que sean totalmente neutros. El abanico de posibilidades es inmenso, en realidad, porque existen empresas que son capaces de realizar vinilos decorativos a partir de la imagen que les suministre el cliente.

Renovar la cocina con detalles modernos

Las cocinas en pisos antiguos pueden beneficiarse de pequeñas renovaciones. Ya hemos mencionado la posibilidad de eliminar cenefas o motivos de azulejos que sean demasiado viejos, pero también existe la opción de incorporar pequeños cambios puntuales que doten a la atmósfera de un aire renovado y moderno.

Continúa tras el anuncio

Por ejemplo, se pueden cambiar pomos y tiradores por opciones más modernas y que contrasten con el resto del mobiliario. Incorporar tiras de iluminación LED debajo de la encimera también será una de las mejores maneras de renovar un piso de alquiler sin hacer obras y a bajo costo. Por último, unas cuantas plantas en la ventana o en un estante lograrán dar un toque fresco y contemporáneo; si, además, son aromáticas, también podrán ser usadas en salsas y guisos.

Crear una galería personalizada

Si lo que, de verdad, se quiere conseguir es dotar de un toque personal a un pared, no hay mejor manera de hacerlo que transformándola en una auténtica expresión artística; es decir, haciendo de ella una galería de arte personalizada.

Las posibilidades son infinitas: se pueden combinar marcos de diferentes tamaños y colores para agregar dinamismo o fotografías personales, obras de arte y elementos decorativos para crear un rincón visualmente impactante. Esos antiguos vinilos que ocupan cajas en un trastero, colocados con orden y cierta habilidad, pueden hacer que una pared neutra se convierta en el reflejo de los gustos musicales de su habitante.

Además, como estos objetos son ligeros y pesan poco, siempre se pueden colgar sin necesidad de hacer agujeros en las paredes.

Últimos artículos
Suscríbete
Notificación de
guest
0 Comentarios
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios